PROPUESTA DE UBICACIÓN

lunes, 10 de julio de 2017

Vertido de Alperujo al Guadalquivir (1)

Debo confesar que no fui consciente de la gravedad del vertido hasta que llegó a Córdoba y observé como cientos de peces se agolpaban en los saltos de agua en busca de oxígeno. Mi valoración estaba condicionada por las declaraciones aparecidas en prensa en las que el gerente de la Confederación, Pedro Escribano, declara “El vertido es de poca importanciaen cuanto a volumen y en cuanto a materia contaminante y al pasar por las grúas se ve diluido” (Diario Córdoba, 21 de junio). El día anterior un diario digital ya alertaba del vertido y de la muerte de peces que se estaba produciendo (Cordopolis, 20 de junio).

En esta entrada vamos a realizar un resumen de cómo y dónde se produce el vertido; y qué actuaciones y declaraciones realizan las administraciones y la empresa. En una entrada posterior señalaremos las consecuencias que para el medio fluvial ha ocasionado este grave episodio de contaminación.

Dónde se produce

El vertido se produce en la instalación industrial de Oleíca El Tejar, en el término municipal de Pedro Abad, en esta empresa hay varias plantas que realiza distintas funciones: Parque de almacenamiento de alperujo, planta de centrifugado del alperujo, parque de separado hueso/pulpa y planta de secado.

La crítica a posibles negligencias de la empresa debe de ir acompañada de la idea de que este tipo de industria son necesarias para la gestión de los residuos que deja la elaboración del aceite de oliva. El alpechín y el orujo es muy contaminante y no puede depurarse con los métodos que se trata otras aguas residuales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario